12112504_1125712057479615_6840492750537355757_nLuego de 40 horas de viaje entre Costa Rica y la ciudad de Shenzhen, China, la Selección nacional femenina se instaló y realizó su primera práctica para los juegos amistosos que realizarán ante la selección de este país.

Con poco tiempo para desempacar las maletas y descansar, las nacionales tomaron los tacos para hacer el primer entrenamiento a cargo de Amelia Valverde por espacio de una hora.

“Estamos en un lugar con muy buenas condiciones, el equipo está fatigado por las horas de vuelo, pero hemos intentado tomar las precauciones para recuperarlo rápido. Tenemos muy poco tiempo para adaptarnos al cambio de horario, que son 15 horas de diferencia con Costa Rica”, comentó Valverde.

La Tricolor arribó la mañana del miércoles a tierras asiáticas (noche de martes en Costa Rica), y se trasladó en bus por dos horas hasta la ciudad de Shenzhen, en donde realizarán los dos juegos amistosos ante China. El entrenamiento se realizó a las 4 p.m. (2 a.m. hora tica) de este miércoles.

12974532_1125712244146263_3324456136584592016_n“Apenas llegamos, las jugadoras realizaron trabajos de piscina y estiramiento, por tantas horas sentadas viajando y luego entrenamos por una hora, en donde pudimos integrar el equipo con las legionarias. Pese al cansancio la práctica fue muy dinámica y el equipo está entusiasmado con seguir creciendo”, comentó la estratega nacional.

El primer juego de la Tricolor ante la Selección de China será este viernes a las 5:30 a.m. en el Centro Universitario de Shenzhen, mientras que el próximo 11 de abril, realizará su segundo encuentro en el Estadio cultural y deportivo de Qujing, a las 5:30 a.m. (hora tica).

“Estos juegos son una gran oportunidad para crecer, una nueva experiencia personal y grupal, para lo que se quiere, pensando en la eliminatoria para el Mundial de Francia 2019 y todos los torneos internacionales que arrancarán el próximo año.”, comentó la delantera, Melissa Herrera.

12512337_1125712257479595_737890879357954859_nPor su parte, la defensa Lixy Rodríguez dijo que estos dos encuentros ante la Selección de China son una oportunidad única, no sólo por ser una potencia sino que la exigencia será máximo, lo que les permitirá crecer a la selección.

“Todas soñamos con foguearnos de esta manera, contra rivales de peso y fuera del país, lo aprovecharemos al máximo y nosotras tenemos la disposición de dar lo mejor. China es un gran equipo, rápido y son una potencia, tendremos partidos de gran intensidad, que es lo que necesitamos”, concluyó Rodríguez.