Un humilde y esforzado jugador quien hasta el último día ha peleado por el sueño mundialista, así se considera Ronnier Bustamante, volante creativo de la Selección sub 17 que hoy cumple el sueño de viajar con la Tricolor al Mundial de la FIFA, India 2017.

Siendo un típico mejenguero, acostumbrado a jugar bola con sus amigos del barrio, el mediocampista, con una sonrisa que abarca todo su rostro y con mucha honestidad, aseguró que por su mente nunca pasó formar parte de una Selección, por eso aprovecha cada oportunidad para dar lo mejor y mantenerse en el equipo costarricense.Ronnier Bustamante JUgador Sele Sub 17 (2)

¿Cómo inició en el fútbol?
Inicié en el barrio con mis amigos, había una cancha cerca de mi casa y ahí jugábamos, de ahí pase a la escuela de fútbol Consultans en donde estuve alrededor de 4 años y después pasé al Herediano, donde actualmente estoy.

¿Cómo se considera como jugador?
Me gusta mover el equipo, siempre jugar hacia adelante y anotar goles.

¿Alguna vez imaginó ser parte de una Selección?
Sinceramente nunca pensé poder llegar a formar parte de una selección, al inicio era puro vacilón, pero después me dieron una oportunidad y con muchas ganas y esfuerzo pude llegar hasta acá.

¿Qué se siente vestir la camiseta de la Selección?
Para mí es un orgullo, lo es todo, por eso en cada entrenamiento me “mato” para mantenerme en el equipo, siempre dando un poquito más, sin conformarme.

¿Qué significa llegar al mundial?
Empecé en la selección desde el proceso de la Sub 15, estuve como 2 años, luego no estuve un año y me volvieron a llamar para este proceso de la Sub 17, por eso siento que es un premio al esfuerzo y un orgullo, tanto para mí, como para mi familia.

¿Cuál ha sido su mejor momento con la Selección?
Definitivamente es este, la competencia que vivimos, estar con mis compañeros que son como mi segunda familia, pero siempre teniendo claro que hay que darlo todo dentro de la cancha.

¿Cuál jugador de la Selección Mayor admira?
A Joel Campbell, me gusta mucho el dribling y su tipo de juego. Me gustaría ser como él y tener ese proceso de selecciones menores que tuvo.

¿Quién es su mayor inspiración?
Mis padres, por todo el esfuerzo y lo trabajadores que son, son un ejemplo a seguir para salir adelante. Ellos desde el primer día me apoyaron, a pesar de los malos momentos que he tenido, me ayudaron a levantarme y a seguir.

¿Qué mensaje le puede dar a los jóvenes que sueñan con ser parte de una Selección?
Que nunca bajen los brazos, que siempre trabajen y se esfuercen al máximo porque todo les va a llegar en el tiempo de Dios.