Ricardo Montero como juez central, Juan Carlos Mora como asistente uno, Osvaldo Luna como línea dos y Benjamín Pineda como secretario arbitral; este es el cuarteto designado por la Comisión de Arbitraje de la Federación Costarricense de Fútbol (FEDEFUTBOL) para impartir justicia en el juego de vuelta de la gran final del campeonato Nacional Clausura 2018.

El partido se disputará este domingo a las 4:00pm en el estadio Ricardo Saprissa, y se convertirá en un juego que no solo servirá para definir el próximo monarca del fútbol costarricense, sino que será el último compromiso que tanto Ricardo Montero, así como Juan Carlos Mora dirijan antes de partir al mundial.

“Este nombramiento es una gran bendición después de un año de gran sacrificio y esfuerzo a nivel personal y profesional durante este campeonato; además vamos con la convicción de hacerlo de buena forma en este partido antes de ir a Rusia a representar al país”, comento el árbitro asistente Juan Carlos Mora.

ElJuan Carlos Mora cuarteto elegido enfrentará un reto muy grande, razón por la cual estarán concentrados en el hotel del Complejo Deportivo Fedefutbol-Plycem desde el sábado para prepararse de la mejor forma en todos los aspectos para dirigir este choque sin ningún contratiempo.

Durante su estadía, los árbitros tendrán una serie de actividades que van desde sesiones con el psicólogo de la Federación, así como las mejores condiciones en aspectos como la nutrición y alimentación, y por supuesto, la preparación en cancha con la asesoría de instructores de la FEDEFUTBOL, donde practicarán acciones lo más parecidas a lo que afrontarán en el partido.

“El juego exige mucha responsabilidad y actitud porque se juega demasiado, hay que dar lo mejor de nosotros y no guardarnos nada, debemos hacer el mejor partido. La presión siempre estará presente, es algo que ha pasado toda la vida en el fútbol y vamos encararlo de la forma más profesional posible como en todos los compromisos en los que tenemos participación”, finalizó Mora.

El partido de ida se jugó el pasado martes en el Rosabal Cordero y terminó con un empate a un gol. Saprissa busca su estrella 34 mientras que Herediano va por la Copa número 27.

Nota por Daniel Quirós León, colaborador Departamento de Prensa FEDEFUTBOL.