La selección sub18 de fútbol sala se prepara para disputar los Juegos Olímpicos de la Juventud, que se disputarán en octubre de este año en Buenos Aires, Argentina, en donde jugará contra rivales de gran nivel.

El equipo que es dirigido por Esteban Jiménez quedó ubicado en el grupo B junto con Rusia, Islas Salomón, Iran y Brasil. En el grupo A quedaron Argentina, Egipto, Panamá, Iraq y Eslovaquia. El formato consiste en jugar todos contra todos para sacar dos primeros de cada grupo que avanzarán a las semifinales; los ganadores de ese juego disputarán la final y los perdedores el partido por el tercer lugar.

El director técnico analizó a los contrincantes y destacó sus fortalezas. “Definitivamente quedamos en un grupo muy fuerte, ya que enfrentaremos al campeón de Suramérica que es Brasil, al campeón de Europa que es Rusia e Irán que es el campeón de Asia, al igual que Islas Salomón que ha asistido a los últimos mundiales”, dijo Jiménez.

El seleccionador recalcó la oportunidad que tendrán estos jóvenes de enfrentar a los mejores de los diferentes continentes, y aseguró que se preparan de la mejor manera para llegar a competir. “Es un grupo interesante y fuerte, no vamos a ocultarlo, pero hemos trabajado para enfrentarnos a grandes selecciones y esperamos allá dar la sorpresa”, dijo Jiménez.

En las últimas semanas el equipo costarricense ha trabajado de manera más intensa y haciendo un filtro de los jugadores que se ganarán un espacio para estos Juegos que se realizarán del 6 al 18 de octubre.

Actualmente la selección sub18 entrena con 15 seleccionados, pero en las próximas semanas se reducirá la lista a 10 jugadores que serán los que representen a Costa Rica.

“La preparación nuestra ha sido intensa, pasamos de tener dos entrenamientos a la semana a tener cuatro o cinco, y los domingos hemos estado jugando contra los equipos de la Liga Premier, en fin, hay un interés de todos de hacer un buen papel y cada vez nos preparamos mejor”, agregó.

Jiménez explicó las características que tiene este grupo juvenil y lo que podrán ofrecer en octubre cuando tengan la primera participación oficial.

“Hemos logrado conjuntar jugadores habilidosos, muy inteligentes y muy rápidos; los equipos que a mí me gusta dirigir se basan en la rapidez y que lleguen bastante al segundo palo. También se ha conformado un equipo muy unido, hemos hecho concentraciones y todo eso hace que tengamos un equipo muy compacto”, manifestó el entrenador.

Costa Rica debutará en este torneo el domingo 7 de octubre ante Rusia, posteriormente jugará el 9 ante Islas Salomón, el 11 contra Brasil y cerrará la primera fase el 13 ante la selección de Irán.