Comprometiéndose a trabajar por el crecimiento y bienestar del fútbol nacional, fue la tregua a la que llegó la Comisión de Arbitraje de la Federación Costarricense de Fútbol (FEDEFUTBOL) con los representantes de los 12 clubes que integran la liga de la Primera División, a tan solo días para que inicie el Campeonato Nacional.

“Un acercamiento provechoso y oportuno”, así calificaron jugadores, directores técnicos, presidentes y gerentes deportivos de los equipos de la UNAFUT la reunión que sostuvieron con los integrantes de la Comisión de Arbitraje, encuentro en el que además de conocer las variantes en las reglas de juego les permitió un intercambio de ideas.

“Fue importante conocer los lineamientos que va a seguir la Comisión de Arbitraje, pero también que nos permitieron expresar las inquietudes, todo en busca de mejorar”, comentó el director técnico de Limón FC Marvin Solano.

El jugador del Club Sport Herediano Junior Díaz aplaudió la iniciativa de los dirigentes del referato nacional, un acercamiento que no aleja los problemas, pero si les permite conocer las razones para la toma de algunas decisiones de los árbitros dentro del terreno de juego.

“Yo ya tenía la experiencia en Alemania que cada temporada eso se hacía y era con todo el equipo, pero es muy importante que cada representante del club venga y reciba la charla para llegar al campeonato y tener las menores dudas en lo que es el arbitraje. Todos necesitamos estar claros de lo que se va a permitir y lo que no para tratar de llegar a una buena comunión”, dijo Díaz.

Mientras que el alajuelense José Miguel Cubero indicó que este tipo de encuentros les permite ponerse en el lugar del árbitro para comprenderlo, pero también que el silbatero se coloque en el puesto del jugador para que entienda el accionar del deportista dentro del campo.

“Todos somos seres humanos, así como el jugador puede fallar el árbitro también, pero la Comisión de Arbitraje tuvo la iniciativa de este acercamiento que nos permite ver las cosas desde la perspectiva del árbitro o viceversa. Las reglas de juego son claras y debemos respetarlas”, apuntó Cubero.

Al cierre de la reunión tanto jugadores como entrenadores llegaron a un acuerdo, y fue de poner cada uno de su parte, enfocarse en su trabajo y respectar las decisiones arbitrales en pro del crecimiento del fútbol nacional.