El director técnico de La Sele de Fútbol Sala, Carlos Quirós, trabaja en 2 frentes: preparar al equipo para el premundial del área y ocuparse en la búsqueda de roce internacional para sus muchachos.

Para nadie es un secreto que en estos tiempos de pandemia es sumamente complicado pactar fogueos internacionales. Sin embargo, la Tricolor no se detiene y apunta a un objetivo claro que hace pocos días definió lugar y fechas.

Costa Rica, bicampeona de Concacaf, enfrentará el premundial entre el 30 de abril y el 9 de mayo (fechas ya confirmadas por FIFA) en Guatemala. El timonel habló sobre la planificación para las próximas semanas.

“Tenemos un trabajo de entrenamiento 3 días a la semana y la mayoría de los jugadores además tienen partidos en el Torneo de Copa. También necesitamos ese ritmo internacional, pero está claro que no es un problema solo nuestro, sino de toda la región”, comentó el entrenador.

“Trataremos de subsanar eso dándole mayor intensidad a los entrenamientos y a cada una de las actividades que hagamos. Pero existe preocupación por esa falta de roce. Esperamos que entre marzo y abril podamos concretar unos 7 u 8 partidos internacionales para cerrar la preparación”, añadió.

Los últimos duelos amistosos de La Sele de Fútbol Sala fueron ante Cuba en febrero del año pasado. Para este mes la idea es foguearlos ante clubes nacionales.

Uno de los aspectos positivos para Carlos Quirós es el Torneo de Copa de Fútbol Sala, pues le ha dado herramientas para ir integrando nuevas figuras que se mezclan con hombres que acumulan mucha experiencia.

“El Torneo de Copa ha sido muy importante para los jugadores, los clubes y también para nosotros como cuerpo técnico. Ya hemos incorporado a jugadores que hemos visto ahí. Nos ha servido para controlar, ver y observar cómo están los futbolistas con sus clubes”, finalizó.